Alimentos para el desayuno de todos los días

desayunos-saludables

¿Los carbohidratos son malos para el desayuno? ¡Por supuesto que no! Existen ciertos alimentos que son muy beneficiosos y que debes agregarlos a tu dieta.

Un ejemplo muy encantador es la avena, la cual está cargada de carbohidratos y contiene fibra que ralentiza la liberación de esos azúcares. Este alimento proporciona energía constante y beneficiosa para los músculos, debido a que contiene 10 gramos de proteína por porción de 1/2 taza.

alimentos para el desayuno

Espinacas para el desayuno

Este destacado constructor de músculos es una fuente rica de ácidos grasos omega-3 de origen vegetal y ácido fólico, que ayudan a reducir el riesgo de enfermedades cardíacas, derrames cerebrales y osteoporosis.

El folato también aumenta el flujo sanguíneo a las regiones inferiores, lo que ayuda a protegerte contra los problemas sexuales relacionados con la edad. Por lo tanto, te recomendamos preparar unos huevos con espinacas en el desayuno, yo lo haría.

Por si fuera poco, la espinaca está repleta de luteína, un compuesto que combate la degeneración macular (y puede ayudar a tu impulso sexual). Trata de 1 taza de espinaca fresca o 1/2 taza cocida al día.

Yogurt

Varias culturas afirman que el yogurt es una creación propia, pero los beneficios para la salud de este alimento de 2,000 años de antigüedad no se discuten: la fermentación genera cientos de millones de organismos probióticos que sirven como refuerzos para los batallones de bacterias beneficiosas en tu cuerpo.

Eso ayuda a estimular tu sistema inmunológico y ayuda a brindar protección contra el cáncer; por lo tanto, es súper recomendable comer yogurt en el desayuno.

Sin embargo, no todos los yogures son probióticos, así que asegúrate de que la etiqueta diga “cultivos vivos y activos”.

Tomates para el desayuno

Hay dos cosas que debes saber sobre los tomates: los rojos son los mejores, porque contienen más licopeno antioxidante, y los tomates procesados ​​son tan potentes como los frescos, porque es más fácil para el cuerpo absorber el licopeno.

Los estudios demuestran que una dieta rica en licopeno puede disminuir el riesgo de cáncer de vejiga, pulmón, próstata, piel y estómago, así como reducir el riesgo de enfermedad de las arterias coronarias.

Trata de consumir 22 mg de licopeno en el desayuno, que son aproximadamente ocho tomates cherry rojos o un vaso de jugo de tomate.

Zanahorias para el desayuno

La mayoría de las verduras y frutas rojas, amarillas o anaranjadas están enriquecidas con carotenoides, compuestos liposolubles que se asocian con una reducción en una amplia gama de cánceres, así como con una reducción del riesgo y la gravedad de afecciones inflamatorias como el asma y la artritis reumatoide.

Arándanos

Con más antioxidantes que cualquier otra fruta norteamericana, los arándanos pueden ayudar a prevenir el cáncer, la diabetes y los cambios de memoria relacionados con la edad.

Los estudios demuestran que los arándanos, que son ricos en fibra y vitaminas A y C, también mejoran la salud cardiovascular.

Trata de consumir 1 taza de arándanos frescos en el desayuno o 1/2 taza congelados o secos.

Avena

La avena, la eminencia gris de los alimentos saludables, obtuvo el primer sello de aprobación de la FDA.

Están llenos de fibra soluble, lo que reduce el riesgo de enfermedades cardíacas; cuando estés en búsqueda de lugares para desayunar, pregunta por el programa de lealtad o si existe la posibilidad de juntar puntos para adquirir cortesías o alimentos gratis. ¡Es un ganar, ganar!

Sí, la avena está cargada de carbohidratos, pero la fibra ralentiza la liberación de esos azúcares, y debido a que la avena también tiene 10 gramos de proteína por porción de 1/2 taza, proporciona energía constante y beneficiosa para los músculos.